MIS  COMENTARIOS

Por: Jesús Ernesto Avilés.

Muchos están enterados de las diferentes acciones que la Comisión Estatal de Servicios Públicos de Tecate realiza desde hace algunos años, sobre todo la que consiste en enviar agua tratada o morada hacia la parte alta del río, después dejarla correr y de esa manera enriquecer el manto freático de nuestra región para posteriormente, después de algunos años, extraerla y utilizarla en las redes públicas de la misma comisión.

Otra buena tarea representa la limpieza que están realizando del cauce del río, eliminando la maleza que ahí se encuentra, pero sobre todo la basura que ciudadanos mal formados tiran en ese lugar, a pesar de que ya el Ayuntamiento ha mejorado las labores de recolección y que no hay motivo por el cual tirar los desechos en otras partes que no sea en los depósitos que todos tenemos en casa.

Lo que seguramente no estaba considerado en ese programa, era que esa agua tratada se mezclara con aguas llamadas negras, o sea directo del drenaje sanitario, y viniera a contaminar el cauce del río y por ende, el subsuelo donde se encuentran los mantos acuíferos de Tecate.

Desde hace varias semanas existe un derrame de esas aguas sucias al lecho del arroyo, se encuentra en la calle Cuitláhuac de la colonia Cuauhtémoc,  precisamente donde se une esa calle con el río.

El olor de esas aguas es muy fuerte, por lo que también se contamina el aire que respiran  quienes transitan por el bordo, para dirigirse a sus labores o a sus hogares. Una buena acción se echa a perder con otra que hiere y lastima nuestro ambiente.

Lo anterior sirva para levantar el reporte y que lo puedan atender los trabajadores del agua potable.

Otro tema al que debemos prestar mucha atención en este año y el próximo, es el referente a cómo se está desarrollando el proceso de la educación en nuestro país. Considero que ha sido muy difícil para la gran mayoría de los padres de familia, el atender los contenidos programáticos que cada grado escolar y cada nivel educativo requiere; aunado a ello los problemas al que se han enfrentado maestros y alumnos con el uso del internet que no hay en muchas regiones de nuestro país, o que falle en el momento de la clase.

La Secretaría de Educación Nacional y Estatal deberían hacer un esfuerzo más fuerte y equipar los centros escolares con los accesorios necesarios para brindar seguridad a los niños y jóvenes pero abrir las escuelas a clases presenciales, empezando de manera gradual con pocos alumnos e ir incrementando poco a poco.

Una vez que se asegure que no corren ningún riesgo de contagiarse, sobre todo buscando mejorar la calidad de la educación que hasta hoy están recibiendo los niños y los jóvenes, repito, siempre cuidando la salud de ellos y sobre todo con el consentimiento de los padres de familia.

Espero que para enero del próximo año, con la colaboración de todos nosotros, mejore el color del semáforo en Tecate y que lo anterior se pueda realizar, aunque no lleguemos al color verde (que parece muy difícil se pueda lograr), porque este virus no da tregua y sigue proliferando por todos los rincones de la geografía mexicana.

El mensaje para los bajacalifornianos es que acatemos las recomendaciones de los científicos, que nos dicen que nos quedemos en casa, que utilicemos el cubre boca y nariz, que guardemos cierta distancia con los demás, que lavemos con agua y jabón nuestras manos muchas veces durante el día; que utilicemos el gel con alcohol frotando nuestras manos, no saludar de mano a nadie, no besos en las mejillas, no abrazos y sobre todo no fiestas ni reuniones grandes de noche buena, navidad y año nuevo.

Ya habrá más adelante la oportunidad de hacer lo que antes realizábamos, ya que el SARS-COV2  no nos haga daño.

Contacto: Jesús Ernesto Avilés Ramírez, Ex Coordinador Nacional de los Grupos Madrugadores. jedelfin@yahoo.com

-LAS OPINIONES DEL AUTOR, NO REFLEJAN LAS DE LA EMPRESA-

0 Comments

Leave a Comment